Actividades, DIY

Actividades de otoño

  

Hace ya días que comenzó el otoño y en casa ya hemos estado preparando alguna que otra actividad con esta estación como protagonista. Sus colores, el clima, la naturaleza que se pone preciosa en esta época, todo hace del otoño una estación perfecta para explorar, aprender y disfrutar.

La verdad es que todas las estaciones tienen un encanto propio que las hace únicas y especiales y si observamos bien podemos sacarle muchísimo partido a cada una y transmitir un sin fin de experiencias provechosas a los peques.

Bueno no me enrollo más y aquí os dejo nuestro recopilatorio de actividades para hacer en otoño, actividades que vamos haciendo cada tarde y que espero que os gusten y os animéis a hacerlas.

 

Marcapáginas otoñal

No me digais que no son adorables estos marcapáginas y además muy fáciles de hacer.

Lo primero es salir a recoger hojas, preferiblemente que no estén demasiado secas si no se nos pueden romper al plastificarlas. Nosotros las hemos conservado en libros durante unos días para que quedaran lo más planas posibles. después las hemos plastificado y decorado. Por último las hemos pegado a un palito.

 

Árbol de otoño

Este tipo de actividades es un clásico y éxito asegurado. Las tijeras y el pegamento siempre triunfan entre los peques y les proporciona destreza y agilidad en trabajos cada vez más precisos. En esta ocasión hemos creado un árbol con los colores del otoño ayudándonos de papel de seda para simular sus hojas.

 

Letrero

En este caso la idea es mezclar los característicos colores del otoño (marrón, naranja, amarillo y rojo) para crear un dibujo o como nosotros un letrero. Lo hemos hecho con el nombre del peque (las letras están pegadas al papel con celo por detrás para que no se muevan y así facilitar la actividad) y para hacer la actividad aún mas original hemos pintado con esponjas. En este caso lo hemos hecho sobre papel vegetal porque hemos decidido ponerlo en la venta y es una pasada como la luz del Sol ilumina los colores del dibujo. Pero si no tenéis papel vegetal no os preocupéis, también podéis hacerlo sobre cartulina o papel normal. Una vez seca la pintura despegamos las letras y este es el resultado.

 

Pelo de hojas

Algo que nos encanta de todas estas actividades es que muchas de ellas requieren nuestro contacto con la naturaleza, como en este caso buscando hojas que luego nos servirán para decorar a modo de pelo.

 

Pintamos con ramas secas

En esta ocasion buscamos ramas, también pueden ser palitos o cualquier cosa que nos sirva de pincel para pintar. Es muy original ver los efectos que se producen al pintar con este tipo de elementos. Comprobar su textura, su dureza, son muchos los conceptos que podemos experimentar con este tipo de actividades.

 

Recoger y pintar piñas

Ahora le toca el turno a las piñas. Pintarlas con temperas o acuarelas es una actividad muy divertida y original que se puede hacer desde cualquier edad.

 

Erizo de otoño

En esta ocasión hacemos el cuerpo de un erizo con hojas secas.

 

Portavelas otoñal

Por último os propongo este portavelas para dar calidez y luz a vuestras noches.

Reutilizando un tarro de cristal (los típicos de conservas), le hemos ido impregnado una mezcla de cola blanca y agua (mezclada a partes iguales) y hemos ido pegando hojas secas. Lo dejamos secar y este es el resultado. Podéis terminar de decorarlo con cuerda u otro elemento que os guste.